LA PORRA DEL MUNDIAL

Hoy ha venido Chema a contarme que ha recibido un lote de productos Facundo por acertar todos los resultados de la porra de la jornada anterior.

¡¡Qué contento venía, llevaba toda la temporada haciendo la porra y era la segunda vez que le tocaba un lote!!¡¡Qué suerte tienen algunos!!

Ahora me ha dicho que hay una nueva porra del Mundial de Fútbol y que uno de los premios es un viaje a Brasil. Está convencido de que va a seguir su racha y que el premio va a ser suyo… jejeje, yo creo que no se puede tener suerte eternamente, pero cosas más difíciles he visto… ya veremos!!

Así que, ya sabes, prueba suerte en la porra de Facundo y verás cómo no es tan difícil acertar, además hay miles de premios directos.

Justin y la espada del valor con Mundo Facundo

Reproducción de la crónica que nos envía José Angel Gutiérrez Gutiérrez, ganador del premio de nuestra promoción “Justin y la espada del valor”

Gracias a Facundo y a su promoción “Justin y la espada del valor”, este fin de semana estuvimos en Baviera, visitando Munich y los castillos de Linderhof y Neuschwanstein.

 El viernes 25 llegamos a Munich a las 11:30 de la mañana, y después dejar nuestro equipaje en el Hotel asignado, visto el espléndido día que hacía, nos dedicamos a recorrer el casco antiguo de la capital Bávara. Pudimos admirar el Ayuntamiento neogótico situado en Marienplatz y su famoso carrillón, que pudimos escuchar y ver en movimiento a las 17:00. Seguimos callejeando toda la zona antigua, admirando los bellos edificios, los puestos en la calle Viktualiemarkt y las gentes ataviadas con el típico traje Bávaro, que a medida que la tarde avanzaba iba creciendo en número.

 En torno a las 19:30 nos acercamos a la más famosa cervecería de Munich, entendiendo que había que refrescar ya un poco, la legendaria Hofbräuhaus, y cual fue nuestra sorpresa, cuando descubrimos que allí era donde se concentraban la mayoría de las personas ataviadas con trajes de época y típicas del lugar que habíamos ido viendo con anterioridad, ya que el viernes se celebraba el “Die Torstadthochzeit” también llamado las Fiesta de las Fiestas. Pudimos recorrer la cervecería en sus 2 plantas, terraza y jardines, sin encontrar un hueco para sentarnos, pero disfrutando de la algarabía y del ambiente festivo de los lugareños y fuimos a tomar una das bier en Augustiner, otra de las típicas cervecerías situada detrás del Ayuntamiento.

 El sábado toco madrugar un poco, pero aquí la vida empieza mucho más temprana; a las 8:30 ya teníamos que coger el autobús de 2 plantas que nos llevó a visitar los castillos de Linderhof y de Neuschwanstein, que distan de la capital Bávara más de 100 km. En el recorrido pudimos admirar el paisaje con sus grandes llanuras, sus típicas granjas rodeadas y circundadas de leñeros, sus bosques y sus lagos. Poco a poco nos fuimos acercando a las estribaciones de los Alpes Bávaros, que es la zona donde se ubican los citados castillos.

 Por la mañana visitamos el castillo/palacio y el parque de Linderhof, con su estanque y sus fuentes de las diosas Flora y Fama esculpidas en cinc y chapada en oro y su cascada. En su interior pudimos admirar las pinturas sobre las paredes y tela en otros casos, así como las tallas de madera y muebles decorados en estilo rococó.

 A continuación, antes de llegar al famoso castillo de Neuschawanstein, conocido como el castillo del “cuento de hadas”, paramos en Oberammergau, una pequeña ciudad donde cada 10 años se representa “la pasión de Cristo”, para admirar la artesanía Bávara de la construcción de relojes de “cuco” con movimiento y tallas de madera.

 A medida que nos acercábamos a los Alpes Bávaros, crecía nuestra inquietud por descubrir entra las montañas la imagen del castillo de Neuschawanstein, hasta que nuestra guía nos indicó el sitio donde aparecía la imagen de este fabuloso castillo. A medida que nos acercábamos la admiración crecía, no ya tanto cuando supimos que los últimos 1,7 km. había que hacerles a pie, pero mereció la pena, tanto por las vistas que desde el castillo y sus terrazas pudimos ver, como por el propio castill0 en su interior y exterior. Históricamente comentar, que este castillo supuso la ruina económica de su impulsor, el Rey Luis II de Baviera (1845-1886), que fue obligado a abdicar en la noche del 11 al 12 de Junio de 1986 y trasladado al castillo de Berg a las orillas del lago Starnberg; el día 13 de Junio el rey apareció muerto en el lago junto a su médico con el que había salido a pasear; contaba entonces 40 años.

 Ya solo nos quedaba el domingo, y la buena elección del viaje de regreso a última hora de la tarde, nos permitió disponer de toda la mañana y mediodía, para dar el último impulso a nuestra visita. En este caso, un pequeño impedimento en forma de lluvia, nos obligó a elegir un recinto cerrado que visitar, y optamos por el museo BMW situado al lado OlimpiaPark. En el pudimos ver toda la historia de la marca desde sus orígenes a la actualidad, con multitud de modelos expuestos, junto a los Minis y Rolls Royce que actualmente pertenecen al mismo Grupo de Empresa.

 Y para despedir el viaje, un almuerzo Bávaro a base de salchichas y pierna de cerdo asado en una de las cervecerías Augustiner cerraron este viaje, antes del dirigirnos al Aeropuerto.

 Queremos desde estas líneas agradecer a Facundo y Mundo Facundo este fin de semana que disfrutamos gracias a su premio.

FIN DE CURSO…INICIO DE LAS VACACIONES.

Qué poco queda para que se terminen los coles, eh? Hoy ha venido la María contándome que a Laurita le quedan sólo cuatro días. ¡¡¡¡Si es que el tiempo pasa que vuela!!!!

Qué buen recuerdo tengo de esos últimos días de cole, en el que se mezclaban los nervios de los exámenes finales con la alegría de pensar en las vacaciones.

¡¡¡¡Y qué vacaciones!!! Casi cuatro meses sin parar de jugar, días enteros metidos en la piscina que parecíamos ranas, tardes a pleno sol jugando al balón sin inmutarnos por el calor. Días eternos que parecían no terminarse nunca. Recuerdo cuando llegaba la hora de la cena, que todavía era de día y nos llamaba nuestra madre, cómo corríamos a por el bocata y salíamos otra vez pitando con los amigos. No queríamos perder un segundo, todo era tan emocionante.

Ah, quien volviera a esos años… ¿Y las bicis? Esas bicis BH que nos acompañaban a todas partes. ¿Y los coches sin aire acondicionado en el que íbamos apretados y sin quejarnos? …que felices éramos, ¿verdad?

Qué buen rato hemos pasado María y yo recordando esos veranos y que nostalgia nos ha entrado.

El caso es que ha venido a por unas bolistas de Mix Rancheros para Laurita y se ha ido sin ellas. No me extraña, con tanto recuerdo… Ya veréis lo que tarda en volver a por ellas. A Laurita le encantan y además, le vienen geniales para reponer fuerzas después de las pisci.

Así que ya sabéis, si este verano lo vais a pasar bomba, no os olvidéis de vuestras Mix Ranchero

EN ENERO, BUFANDA, ABRIGO Y SOMBRERO.

¡¡¡Ay madre que frío hace en este dichoso mes!!! Por la mañana, me saludan el rocío y la escarcha y por la noche, las heladas me despiden y así, día tras días hasta lo menos bien entrado febrero.

Lo primero quiero felicitaros este nuevo año que empieza y mandaros desde el kiosco más enrollado de la tierra, toda la alegría y entusiasmo para este 2013. Si, ya sé que no son buenos tiempos, pero vamos a dejar de pensar en negativo y vamos a ser un poco optimistas, que ya veréis como las cosas se arreglan poco a poco, que como diría mi abuela, ¡¡¡de peores hemos salido!!!

Y también quiero contaros, que aunque haga más frío que en Islandia, aquí estaré yo para compartir con vosotros un montón de cosas, contaros todo lo que acontezca en el barrio y sobre todo, poneros al día de las novedades que traiga Facundo, que como sabéis… es un placer de este mundo, aunque tengas que ponerte… bufanda, abrigo y sombrero, en este dichoso Enero.