¡¡QUÉ CALORES!!

La verdad es que ahora si podemos decir que por fin ha llegado el verano, ¡¡¡Qué calores!!! Y aquí en el quiosco, es insoportable. Menos mal que mis vecinos me viene a ver y hablando, hablando se pasa el rato.

El que estaba que se lo llevaban los diablos es Quique y no me extraña,  es un chicarrón del norte y lleva fatal estos calores, tendría que haber nacido en el polo norte. Qué risas nos hemos echado cuando me ha dicho que esta noche ha soñado que se casaba con una esquimal y que no le volvíamos a ver el pelo. Hemos empezado a bromear con eso y ha acabado diciendo que como siga haciendo este calor, se va  de verdad y que nos mandará fotos desde el Iglú con el Iphone. Jajajajaja, este chico…

El caso es que como estaba tan acalorado y no veía salida, le he dado un montón de Fritos y Mix rancheros  para que pruebe suerte en www.mundofacundo.com a ver si le toca el viaje a Islandia. Le he dicho que quedan muy poquitos días para que termine la promoción y cuantas más participaciones consiga a través de las bolsas de pipas, chaskis o fritos Facundo, más oportunidades tendrá de que le toque.

Y si tú también quieres ir a Islandia, corre a tu quiosco, consigue un montón de códigos y participa en el sorteo. Ah!! Y si eres el afortunado u afortunada, no te olvides de mandarme fotitos refrescante desde allí, así Quique y yo soñaremos con ir a Islandia y pasaremos mejor el calor.

SABOR RANCHERO

¡Vaya torito, ay torito guapo, tiene botines y no va descalzo…!!!!!!  Ay madre, que no me quito la canción de la cabeza y llevo todo el día tarareándola. ¡Vaya torito, ay torito guapo…!

Esta mañana ha aparecido por el kiosco el toro y no he podido resistirme a cantarle unas estrofas porque ha venido vestido de ranchero, sin perder detalle, iba con el zahón, las botas genuinas y hasta con el gorro de mexicano y oye, el piropo de guapo se le quedaba corto.

Ha venido a contarme la última novedad en pipas y Chaskis. Ahora molan más que nunca, son las pipas y Chaskis rancheros con un toque de chile picante que están para chuparse los dedos.

Así que ya sabes, anímate a probarlas y me cuentas si te gustan mucho o muchísimo y si te rechiflan ya sabes, ándale, ándale, ándale!!!